Creative Commons License Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.
Ying Yang

La retícula de un blog.

Hoy que es el día de todos los santos y como el año me ha premiado con cuatro funerales y una...y cuatro funerales. Me he puesto a pensar a cuantos conocí, intentado no hacer sorna en el asunto.
Qué hablar de los muertos siempre es cosa seria. Un ataúd blanco supongo que no tiene duda y el de mi padre quizá...alguien por ahí tendría sus peros.
La verdad es que entre tanta calabaza y tanta pipa dentro, tampoco le he dado mucha honra al día. 
Se me acaban de tensar las fibras sensibles, es lo que pasa si andas por mundos sutiles, ingrávidos y gentiles.
Apelo a mis neuronas intentado que los orgasmos de mis emociones no desboquen en una letrarrea sin orden y con concierto con chorros de deseo y empalmes de lujurias...
¡Total! Que entre esto, lo otro, lo de más allá y la realidad que me ocupa. Me he quedado con un rollo cósmico-blando que ya no sé si quería hablar de muertos vivientes, polvos mágicos o de suspiros incontenibles...

Era un señor muy raro, de día tenía los ojos claros y de noche oscuros. Cuando pensaba a nivel no sonría, en eso se parecía a mí.
Tenía escuela, tablas y antecedentes en eso de la vida, muchos, muchísimos más que yo. Me daba algo de envidia aunque pensándolo bien casi mejor que no.
No recuerdo cómo nos encontramos, lo que sí recuerdo es el por qué y eso a veces me sigue dejando muda.
Nuestro primer encuentro...bueno, yo esperaba en un banco sentada y él apareció. Y de ahí al infinito y más allá.
Si tuviera que describirle me faltarían palabras porque me colma de sensaciones y entonces no sé que decir de tanto que es.
Lo nuestro no es raro, sólo diferente.
Si me siento en sus piernas, me siento chica y mujer. Si le miro los ojos, pequeña e infinita y así con muchas cosas.
Es sentirse todo a la vez, una sensación desde luego rara por extraña y novedosa. Sin duda extrema...
Es difícil describir. Aunque se puede resumir de manera muy fácil y sencilla.
Pero yo estoy con el matiz, que siempre es más sabroso y sutil.
El caso, que yo que soy persona de extremos y mujer de matices, me tiene encandilada y sinónimos con más cosas. 
Y es que me gusta el más y de siempre me aburrió el menos.
Cuando más me gusta es siendo un chaval sin antecedentes, libre y salvaje. Además ahí es raro del todo porque ni tiene los ojos claros y ni oscuros. Sólo brillantes.


   

1 comentario:

  1. Tenga Ustez cuidado, Señora mía...no se me quede encadilá con esos ojos...y averigüe primero si brillan porque reflejan o porque emiten...que no es lo mismo.

    ;)

    Póngame Ustez a los pies de sus...pies!
    ;)

    ResponderEliminar

UFS: Unión de Folladores Salvajes.
Ufs: Unilateral fusión de sensaciones.

Su amor no era sencillo

Los detuvieron por atentado al pudor. Y nadie les creyó cuando el hombre y la mujer trataron de explicarse.
En realidad, su amor no era sencillo. Él padecía claustrofobia, y ella, agorafobia. Era sólo por eso que fornicaban en los umbrales.
Mario Benedetti

Entradas populares

Tuiteame.